Usos y propiedades de la manteca de karité pura para tu día a día

Te gusta cuidar tu piel y cabello con productos naturales, así que seguro que ya conoces la manteca de karité y sus propiedades. La encontramos en infinidad de productos cosméticos (INCI: Butyrospermum Parkii Butter) como cremas, bálsamos, champús y acondicionadores. También la manteca de karité pura es un excelente aliado para nuestras rutinas de belleza y en Admira Cosmetics te lo contamos todo.

¿Qué és la manteca de karité?

La manteca de karité es una grasa que se obtiene de la nuez del árbol de karité, que encontramos sobretodo en zonas del centro de África, prensada y llevada a ebullición. Karité significa «árbol de mantequilla«, así que te puedes imaginar la excelente textura del producto obtenido.

La manteca de karité pura es de color amarillento y tiene un fuerte olor a nuez. A veces se refina con el único fin de rebajar o eliminar el olor. En este caso, el color de la manteca de karité es blanco y no pierde ninguna de sus propiedades.

Al envasar la manteca de karité pura, ésta tiene una textura granulosa pero compacta. Una de las características que facilita mucho su aplicación es que se funde a los 28 grados centígrados, por lo que simplemente pasando los dedos y frotando un poco obtenemos una textura oleosa, como una mantequilla suave, nada pegajosa y muy agradable.

A parte de ser un producto totalmente puro y natural, resulta que la manteca de karité tiene un alto contenido en vitaminas A, D, E y F, lo cual es fundamental para todas las propiedades y usos que te contamos a continuación.

Las 5 propiedades

De todas las propiedades de la manteca de karité, también conocida como beurre de karité, su principal beneficio es su capacidad de hidratación profunda de la dermis. La vamos a utilizar en todo el cuerpo y cabello, pero también es excelente para el rostro, incluso para pieles grasas, ya que es tan suave que no produce granos si satura los poros.

La presencia de vitaminas A, D, E y F de forma natural en la manteca de karité la convierten en uno de los productos naturales más nutritivos para nuestra piel y cabello.

La manteca de karité básicamente crea una capa de grasa transparente sobre nuestra piel y cabello. Esta capa hace la función de protección frente agresiones externas como el frío, el calor, el viento o el Sol.

Se dice que la manteca de karité es el antiedad más efectivo que nos da la naturaleza. Esto es porque potencia la capacidad regeneradora de nuestra piel. Nos confiere una piel más suave y elástica, y nos ayuda a combatir las arrugas.

Finalmente, la manteca de karité nos ofrece una extraordinaria capacidad reparadora y cicatrizante. Por ello se utiliza desde siempre para tratar cicatrices, quemaduras, heridas o estrías.

Cómo usar la manteca de karité pura

Tanto para piel y cabello, para usar la manteca de karité pura solo tenemos que romper muy fácilmente un trocito con los dedos y ponerlo en la palma de la mano. Frotando suavemente con las dos manos, enseguida se convierte en una grasa transparente suave, muy cremosa y agradable. Ya podemos aplicar el producto con las manos, con todas sus excelentes propiedades.

Ahora te explicamos algunos de los usos de la manteca de karité que más nos gustan en Admira Cosmetics, para el rostro, cabello, cuerpo y algún que otro truco más.

Manteca de karité pura para la cara

Utilizamos la manteca de karité para el rostro para aliviar rojeces, zonas irritadas o pequeñas cicatrices. Por ejemplo, en labios, contorno de labios, nariz y orejas cuando hemos estado expuestos a frío o al Sol. Para hombres, también es ideal para aliviar la irritación de la piel después del afeitado.

Aplicamos la manteca de karité pura en las zonas sensibles del rostro por la mañana, antes de salir al exterior. Si es necesario también por la noche, para aliviar, calmar, nutrir y reparar.

La manteca de karité es totalmente apta para la piel del rostro, incluso en pieles grasas, ya que al ser tan suave, no tapa poros ni produce granos. Al contrario, nos protege de las agresiones externas con una suave capa de grasa transparente, que además nos nutre e hidrata la piel en profundidad.

Manteca de karité pura para el pelo

Utilizamos la manteca de karité pura como una fantástica mascarilla para el cabello seco, o bien deshidratado por diferentes motivos como el efecto del Sol o el cloro de la piscina. Después de fundir la manteca con las manos, la aplicamos en el pelo de medios a puntas. Dejamos actuar durante unos minutos, aclaramos y lavamos el cabello.

Para tratar el cuero cabelludo seco, descamado o irritado, la manteca de karité pura también es un buen aliado. En este caso la aplicamos sobre el cuero cabelludo y raíces, dejando actuar unos minutos y aclaramos. Una buena salud del cuero cabelludo nos ayudará a prevenir o frenar la caída del cabello. En caso de cuero cabelludo graso, no es recomendado el uso de manteca de karité pura.

También nos resulta muy efectiva la manteca de karité pura como crema de peinado para suavizar los rizos. Para ello es recomendable aplicar poca cantidad.

Manteca de karité pura para el cuerpo

Por sus propiedades regeneradora y cicatrizante, usamos la manteca de karité pura para tratar quemaduras y heridas. También nos ayuda a mantener bien hidratadas las uñas y las manos agrietadas por el frío, y para aliviar la irritación de la dermis después de la depilación.

Al ser un excelente regenerador celular natural, la manteca de karité pura es ideal para la prevención y tratamiento de las estrías. La podemos aplicar en la barriga, piernas, nalgas y pecho, antes y después del embarazo, o en procesos de adelgazamiento.

Resulta especialmente útil aplicar manteca de karité pura en las zonas más resecas y sensibles del cuerpo, como pies, talones, codos y rodillas. Un buen masaje en los pies o en las piernas con manteca de karité, si además nos lo hacen, es una experiencia que activa todos los sentidos.

Cómo no, los más pequeños de casa también se benefician de las bondades de la manteca de karité pura, ya que es de gran eficacia para prevenir y tratar la piel irritada del culito del bebé producida por el roce de los pañales.

¿Cómo la debemos conservar?

Si la conservamos adecuadamente, la manteca de karité pura nos puede durar 1 o 2 años sin problema. Debemos guardarla a temperatura ambiente en un lugar fresco y seco, idealmente dentro de un recipiente o bolsa cerrada y fuera del alcance de la luz solar.

Conservar la manteca de karité en el frigorífico puede alargar su vida útil considerablemente. Aunque es recomendable adquirir una cantidad moderada para por ejemplo 1 año, y reponer con producto fresco. Si no cambia el color ni el olor de la manteca, está en perfecto estado.

Contraindicaciones

La manteca de karité pura contiene látex de forma natural, por lo tanto no está indicada para personas alérgicas al látex.

Comprar manteca de karité

La manteca de karité se puede comprar en multitud de tiendas de productos naturales para la higiene. Es tanta la popularidad de Butyrospermum Parkii Butter que actualmente se puede encontrar en tiendas de jabones naturales, ferias artesanales, farmacias y tiendas de cosmética natural. También la puedes comprar refinada o sin refinar, para su uso directo o a granel para preparar tus propios productos cosméticos.

En Admira Cosmetics puedes comprar online manteca de karité en nuestra tienda a través de tu móvil o ordenador. Puedes encontrar multitud de productos clasificados en diferentes secciones, como:

Ya te hemos contado bastantes cosas sobre la manteca de karité. Como puedes deducir, en Admira Cosmetics nos encanta y no paramos de investigar sus usos y nuevos productos que aparecen en el mercado, cada vez más sofisticados aunque 100% naturales.

¿Cómo usas tu la manteca de karité en tu día a día?

Subscríbete

Obtén 5€ para tu primer pedido en admiracosmetics.com

By checking this box, you confirm that you have read and are agreeing to our terms of use regarding the storage of the data submitted through this form.